Guía de cómo usar por y para

by Vanessa Johnson on Wednesday, August 14, 2019

Junto con ser y estar, uno de los contenidos gramaticales con los que los alumnos de español tienen más dificultades es la diferencia entre las preposiciones por y para.

La complejidad se debe, desde nuestro punto de vista, a dos motivos:

1) como con otras preposiciones, no siempre vale con la traducción; y

2) en muchas lenguas, hay solo una preposición para los usos principales de por y para en español, que vamos a ver a continuación.

Haz clic aquí para leer este guía de por y para en inglés.

Por indica la causa

La preposición por se usa para señalar la causa, el motivo, de una acción, el porqué de la misma. Veamos algunos ejemplos:

[ por + sustantivo ] Luis se ha mudado a Barcelona por trabajo.

[ por + pronombre ] He preparado una paella por ti.

[ por + infinitivo ] Ha perdido el trabajo por llegar tarde.

Para indica la finalidad

Por su parte, para se utiliza para indicar la finalidad, es decir, el objetivo de una acción. Por ejemplo:

[ para + infinitivo ] Me he levantado más temprano para llegar a tiempo.

[ para que + subjuntivo ] He comprado arroz para que prepares una paella.

[ para + sustantivo ] Ya tengo las entradas para la película.

Comparación

La mayor complejidad la encontramos cuando una acción puede ser, al mismo tiempo, causa y finalidad de otra acción principal. En estos casos, es importante tener claro el sentido de lo que queremos decir para elegir una u otra. Veamos algunos ejemplos:

Ana ha ido a Madrid por trabajo

El trabajo es la causa del viaje a Madrid, por ejemplo, tiene que ir a una reunión, 

Ana ha ido a Madrid para trabajar.

El trabajo es el objetivo del viaje a Madrid, por ejemplo, va a buscar un trabajo nuevo.

He hecho gazpacho por ti.

He preparado esta comida porque sé que a ti te gusta. Tú eres el motivo, la causa. 

He hecho gazpacho para ti.

He preparado esta comida para que tú la comas. Tú eres el destinatario final.

Preguntas

Cuando hacemos una pregunta, tenemos que diferenciar igualmente si lo hacemos por la causa (por qué) o por la finalidad (para qué). En este punto hay que decir que, con mucha frecuencia, cuando preguntamos por qué (causa) podemos responder diciendo la causa (por, porque) o la finalidad (para), y viceversa. Por ejemplo:

¿Por qué vas a estudiar español en don Quijote?

(Causa) Porque tengo un examen en mi país y necesito ayuda.

(Finalidad) Para hacer el DELE la próxima convocatoria.

¿Para qué vas a hacer el DELE?

(Causa) Porque quiero obtener la nacionalidad española.

(Finalidad) Para matricularme en un máster en una universidad española.

Por, detrás. Para, delante.

Desde una perspectiva cognitiva, podríamos decir que la causa (por) está detrás de la acción principal (desde atrás, empuja, motiva) mientras que la finalidad (para) está delante, es como la zanahoria que hace caminar al burro.

por + causa >>>>>>>>>> acción principal

acción principal >>>>>>>>>> para + finalidad

Para tener más práctica con por y para, apúntate a uno de nuestros cursos de español en España y Latinoamérica. Entre la ayuda que recibirás de nuestros profesores y la experiencia que adquirirás escuchando cómo habla la gente en español durante el día a día, en poco tiempo te convertirás en un experto en el uso de por y para.

Gracias a José Ramón de nuestra escuela en Málaga por escribir esta guía rápida de por y para.


Keywords:

Comments

No comments found.